¿Por qué damos gracias y qué comemos en Thanksgiving?

Los hispanos que han pasado tiempo en los Estados Unidos en esta época del año se encuentran con un día de fiesta nacional que ninguno de nuestros países tiene: El día de Acción de Gracias (Thanksgiving Day). En Estados Unidos se celebra el cuarto jueves de noviembre mientra que en Canadá se celebra el segundo lunes de octubre.

Ya servidas en la mesa, con las candied yams en primer plano, atras esparragos , pure de papas.
El por que de la celebración es muy simple: Darle gracias a Dios por lo recibido y por lo que se tiene. Sin embargo el origen de la celebración es hasta el día de hoy un poco controvertida ya que los primeros peregrinos en dar gracias no fueron los de ese noviembre de 1621 como lo instaurara Sarah Josepha Hale, la misma autora de la canción infantil "Mary tenia un corderito" (Mary had a little lamb). Y es gracias a esta historiadora que se instauro la fecha en el calendario oficial de festividades de los Estados Unidos. De más esta decir que esta tesonera dama fue quien promovió el menú del día de acción de gracias que se estila hasta el día de hoy, y donde el plato central es un Pavo al horno.

El pavo ya troceado y con mostrando el relleno de pan integral.
Y aunque esa fecha de 1621 es la que aceptada por todos, hay evidencias que esa no fue la primera vez que tal evento se celebrara en suelo norteamericano, según relata en la pagina Web www.misconceptionjunction.com. Al parecer la primera celebración de acción de gracias se dio en la Florida en el área de San Agustín el 8 de septiembre de 1565 donde un grupo de españoles, liderados por  el explorador Pedro Menéndez de Avilé,  cenaron para dar gracias en compañía de la tribu Timucua.

Asi quedan las Candied Yams al salir del horno (Mmmm)
La segunda fecha es en 1598 en el pueblo de San Elizario, Texas, donde el explorador español Juan de Onate, arriba con su tropa a la orilla del Río Grande. Este hecho lo conmemoró con una comida de agradecimiento después de haber recorrido 350 Km. del desierto mexicano.

En una tercera ocasión, ya el banquete es celebrado el 4 de diciembre de 1619 por los 38 colonos que llegaran al Río James a bordo del Margaret. Este grupo hizo una costumbre de reunirse todos los años en la fecha del desembarco para dar gracias. Pero la costumbre no perduraría ya que la mayoría de los colonos fueron perecieron en 1622 en lo que se conoce como “La Masacre de los Indígenas”. Los que sobrevivieron se fueron a Jamestown.

Lo cierto es que para evitar confusiones se deja la fecha del primer Día de Acción de Gracias en Noviembre de 1621 y con el menú que promoviera, como tradicional, la Sra. Hale. La proclamación oficial del Día de Acción de Gracias fue hecha por Presidente Lincoln en 1863, para ser celebrado el último jueves del mes de Noviembre. En 1941 el Día de Acción de Gracias fue declarado oficialmente, por el Congreso de los Estados Unidos un día festivo, a celebrarse el cuarto jueves del mes de Noviembre.


Lo más probable que esa primera cena de agradecimiento a Dios de los Colonos con los Indígenas consistiera más bien de platos simples a base de pescado, bayas silvestres, berros, langostas, fruta seca, maíz, almejas, venado y ciruelas.

El hecho es que el cuarto jueves de noviembre las familias, amistades y allegados se reúnen para dar gracias por todo los logros del año. Es un día donde el turista no va a encontrar casi nada abierto más allá del mediodía. Excepto restaurantes y hoteles que le ofrecerán el Plato de Acción de Gracias así como nosotros los venezolanos ofrecemos por estas fechas El Plato Navideño.

El banquete

El plato central de este opíparo banquete es un pavo horneado que se acompaña de puré de papas, salsa o mermelada de arándanos rojos para verter sobre la carne del ave, cacerola de vainitas con cebolla crocantes, camotes o batatas amarillas caramelizadas al horno y el tradicional “gravy”, (ver receta). Entre los postres lo tradicional es servir pasteles (pies) de calabaza, manzanas, pacanas o de batata amarilla; los cuales se sirven solos o coronados con una bola de helado o un copo de crema.
Desde la izquierda: Relish de Arandanos y naranjas, Gravy y arriba cebollitas caramelizadas. Fotos y recetas C. Apitz

Recetas 

El llamado Gravy es un delicioso complemento a cualquier comida. Se hace de los jugos que exudan las carnes al ser horneadas (yo lo he hecho hasta de pernil). Su preparación es muy sencilla solo necesita los jugos y harina o maicena:
Luego de extraer el pavo, cuele los jugos o páselos por la licuadora, eso queda a gusto personal – a mi me gusta licuarlos. Póngalos en una olla a fuego medio, pero antes reserve un tercio de taza donde va a disolver una o dos cucharadas de harina de trigo o de maicena, según la cantidad que vaya a preparar.
Cuando la salsa empiece a hervir, incorpore la mezcla que hizo con la harina o la maicena. Remueva bien y baje a fuego lento. No tardara en espesar, muévala un poco mas y la apaga. No la refrigere. Caliéntela un poco antes de servirla.

Otro de mis favoritos en la cena son las Batatas caramelizadas al horno (Candied Yams), también muy fáciles de hacer y las puede servir en puré o picadas en trozos.

 6 batatas amarillas (camotes) medianas
1 barra de margarina en trocitos
½ taza de azúcar marrón
½ taza de nueces picaditas
1 cucharadita de canela
1 pizca de sal, clavo de olor y nuez moscada (si gusta)
Marshmallows, o carlotinas, pequeñas para la cubierta

Precaliente el horno a 400F (200C).  Lave las batatas y sin pelarlas hornéelas hasta que estén blandas y la piel se vea tostada. Sáquelas y déjelas enfriar un poco antes de remover la cáscara – que saldrá facilito.
Córtelas en trozos y encima distribuya los ingredientes y termine con una capa de marshmallows.
Si las quiere hacer en puré, májelas con las nueces y especias. Una vez en el molde distribuya encima el azúcar y la margarina. Termine con la capa de marshmallows.
Cubra con papel aluminio y hornee por 25 minutos. Descúbralas unos 10 minutos antes para que se tuesten la capa de arriba. 
1 comentario

Entradas populares