Hermo y la Hermosa Navidad, pero sin probar los productos



A principios de mes Industrias Alimenticias Hermo presentó la línea navideña de sus marcas Hermo y Premier ante una audiencia que por primera vez reunía a clientes y medios de comunicación. Dicha presentación quizás se deba al hecho de que la compañía quisiese resaltar que durante la época decembrina, se hará un donativo a SOS Aldeas Infantiles. A continuación copio parte del texto de la nota entregada a los medios:

En el marco de la campaña Por una hermosa Navidad Hermo y como parte del compromiso que la marca posee con Venezuela, se destinará un porcentaje de las ventas del portafolio navideño para beneficiar a niños en condición de abandono. “Para Hermo es de vital importancia la calidad de vida de los niños, por ello hemos establecido una alianza estratégica con SOS Aldeas Infantiles que nos permitirá apoyar la hermosa labor que esta organización desarrolla. Con nuestro aporte se recuperará la Aldea ubicada en Petare. Hermo cree en Venezuela, y esta convencido del valor de los jóvenes que estamos formando por ello invertimos en proyectos que aporte un granito de arena en la construcción de su futuro”, destacó Leiva.

Me parece muy buena iniciativa de esta compañía de embutidos la de hacer la Navidad de esos pequeños mas llevadera. Ahora espero que no sea como en el coctel que habían sendas mesas sobrecargadas de adornos navideños y entre estos adornos estaban los jamones y otros embutidos de las marcas presentadoras. Ahora yo me pregunto, ¿si haces este tipo de alimentos por que no se dan a degustar a los invitados para que los probáramos?

No me explico que sentido tiene el desperdiciar todos esos productos que una vez abiertos y expuestos por varias horas al ambiente sin refrigeración ya se vuelven bombas de tiempo para el ser humano que ose engullirlas. Y si se habla de un donativo a estas aldeas, ¿por que no les enviaron todo eso a ellos sin abrirlos?

El hecho pierde mas el sentido cuando probé los canapés, que si quisieron ser originales, no lo lograron. Estos perdieron la perspectiva del sabor y disfrute a favor del look navideño que se le quiso dar a muchos de los canapés.

Quizás hay que recordarle a esas personas que elaboran pasapalos para eventos, y a quienes los contratan, que no solo es el look lo que uno aprecia, sino también el sabor. Hay que ver que lo que arruina un evento un mal pasapalo.
1 comentario

Entradas populares