Hola yo soy …Dora



Esta mañana, cuando aun no me sacaba bien las telarañas del sueño, me di cuenta de la cantidad de roles que juega una mujer en la vida de sus hijos.
Muchas seguro se van a reír y me van a decir socarronamente: ¿hasta ahora mija? No, no es hasta ahora, yo lo sabia, pero hasta esta mañana, cuando tengo a mi editora respirándome en la nuca por un trabajo que le debo, no le había puesto una etiqueta al asunto de ser la facilitadora, la multiusos, la todera de mi minúscula familia.
Pensé en mi amiga que está, casi en contra de su voluntad, en la playa. Arrastrada allí por el marido que cree que esa es la versión ideal de vacaciones. Además del marido están los tres niños y la mascota. Perdón, ¿alguien dijo vacaciones?
Creo que el papel de DORA lo llevamos grabado todas las mujeres, la cosa que solo se activa en su full potencialidad con la maternidad. Ahí es cuando te vuelves sanadora, lavadora, paseadora, hacedora oficial de tortas, meriendas, pasapalos y afines, recogedora de desastres varios, compradora de alimentos. Además eres chofer, consejera, artesano improvisado de cuanto proyecto de arte se le ocurra a la maestra, y pare usted de contar. La variedad de roles que las mujeres jugamos en la vida familiar son tan infinitos como el universo.
En fin estamos en un constante acto de equilibrio supremo entre la carrera y la maternidad, entre nuestras necesidades y deberes. Nacemos con el chip ya integrado en el disco duro. A veces antes de las 8 a.m. ya hemos cocinado, lavado, ido y regresado de la escuela, para luego, y con taza de café en mano, sentarnos a trabajar. Eso si no toca ir al banco o a pagar los servicios.
Pero como todo tiene su recompensa, al final eres una bella mujer a la que sus hijos la verán (hasta los 13) como una fuente de sabiduría y un remanso sanador para cuanta rodilla raspada, tos o gripe aparezca. La guru venerada del hogar que puede convertir todo lo malo y triste con un beso y un abrazo.
Disculpen que los deje… Mi dora se acaba de activar, digo, de levantar.
Publicar un comentario

Entradas populares